Cantuta Principal

Historia

A solo treinta y dos kilómetros de Lima, nuestro club cuenta con un “paraíso” para los meses de invierno. Se trata de un área de ciento setenta y cinco hectáreas ubicada en las estribaciones de los Andes, cubierta de frondosos árboles y permanente sol durante todo el año. La filial La Cantuta fue adquirida por el club el año 1964 por recomendación especial de su entonces presidente, el señor Guillermo Griffiths Escardó. Esta área estaba dedicada al cultivo de árboles frutales, propiedad del Ing. Emilio Guimoye, ex Ministro de Hacienda del gobierno del Gral. Manuel A. Odría. Este valorizó su terreno en cuatro millones de soles, y el CRL los pagó gracias a una operación financiera hecha con el Banco Continental.

Infraestructura

La Cantuta está ubicada en la ciudad de Chosica, entre los 800 y 850 m.s.n.m., y se puede acceder gracias a una pista asfaltada desde la carretera. La filial cuenta con ciento un bungalows completamente equipados. Cincuenta y cinco de ellos son de tipo “cabaña” y están ubicados en las faldas del cerro de la margen derecha, a unos trescientos metros del ingreso. Por otro lado, hay cuatro modernos edificios con cuarenta y cuatro departamentos con terraza, ubicados en la zona Nueva Cantuta, y dos bungalows matrimoniales con jacuzzi, en la zona de refugios. La filial está acondicionada con dos pabellones deportivos y seis piscinas (dos de ellas temperadas).

La zona Nueva Cantuta cuenta con un restaurante, fogón, Club House, tópico y sus piscinas están equipadas con módulos de servicios higiénicos. Los espacios deportivos incluyen un skate park, diez canchas de tenis de arcilla, cuatro canchas de paleta frontón, una cancha de básquet y dos canchas de fulbito de cesped. Cerca de los bungalows hay otro Club House con restaurante, sala de tv/bar y karaoke; y en la Av. Centenario se puede encontrar un nuevo minimarket. Hay que agregar que en julio de 2015, se han instalado cuatro modernos juegos para niños, importados desde Alemania; uno de ellos está ubicado en la Nueva Cantuta, otro cerca de la piscina Nº1, y dos más cerca al Club House.

En los alrededores de la filial, en las faldas de los cerros, se pueden encontrar dos senderos: el de “las vizcachas”, al lado izquierdo, y el “antigio sendero”, por la derecha. El primero cuenta con un hermoso puente colgante que lleva hacia el “boulevard de los novios” (de esta manera se le conoce al camino que bordea el zoológico, lleno de plantas ornamentales, y que desemboca en el manantial de la quebrada). Se pueden encontrar varias cascadas y caídas de agua en la zona; entre ellas, destacan los noventa y nueve velos de la quebrada, ubicados cerca de la zona de casas rodantes de la Nueva Cantuta. También se puede visitar la pileta La Reyna, cerca del módulo deportivo, y los velos de la novia, al lado de la Capilla donde se celebran matrimonios. A un kilómetro y medio de la filial se ubica el bosque de los eucaliptos, una plantación de mil quinientos árboles habitada por la fauna local, compuesta por pájaros, vizcachas y zorros. Esta es la zona preferida para aquellos que practican ciclismo de montaña.

Durante la temporada alta, los fines de semana, se organizan eventos para todos los miembros de la familia. Para los adultos mayores se ha creado el programa “Todo Incluido”, que consiste en movilidad ida y vuelta a la filial, alojamiento para cuatro días y tres noches, comida incluida, y múltiples actividades durante la estadía. Además, la filial cuenta con una zona especial para niños, Cantuta Kids, donde se pueden celebrar fiestas de cumpleaños. Entre las zonas de esparcimiento se puede contar la laguna –donde se hacen paseos en bote–, un mini zoológico y una zona acondicionada para pasear a caballo. También hay una hermosa capilla donde se celebran las misas de fin de semana.

La filial cuenta con una amplia variedad de snacks y restaurantes de cocina nacional e internacional. Además, hay ciento noventa mesas de campo disponibles, cada una con sus respectivas parrillas, cincuenta de ellas equipadas con un lavadero. Nuestros asociados pueden pasar el fin de semana en un bungalow o acampar en alguna de las tres áreas designadas, ya sea en carpas o en casas rodantes.

Conoce la ruta de acceso